Qué Hacer En Caso De Heridas Leves O Graves Primeros Auxilios

Qué Hacer En Caso De Heridas Leves O Graves Primeros Auxilios
Califica este Post

Qué Hacer En Caso De Heridas Leves O Graves Primeros Auxilios

El control de primeros auxilios te permite reaccionar en ciertas situaciones críticas:

  • Posición lateral de seguridad (PLS),
  • Resucitación,
  • Punto de compresión,
  • Curar una herida.

El tratamiento de una herida es esencial para promover una curación óptima. Una sutura puede ser necesaria en el caso de una herida con bancos de piel distantes o por razones estéticas.

Este artículo está hecho para que puedas tener una idea de que puedes realizar o que procedimiento puedes aplicar, dependiendo de la herida.

Qué Hacer En Caso De Heridas Leves O Graves Primeros Auxilios

En caso de duda, ponte en contacto con un servicio médico de urgencia para evaluar la gravedad de la herida y las medidas que deben tomarse.

Evaluación de la gravedad de la herida: ¿simple o grave?

Desde una simple abrasión hasta una herida en el pecho, el manejo de la herida difiere de un caso a otro.

Antes de cualquier herida, es esencial evaluar la gravedad de las lesiones observadas.

Esta evaluación puede requerir la asistencia de cuidadores especializados o primeros auxilios. En caso de duda o ante cualquier signo o síntoma anormal o grave, es imprescindible contactar urgentemente con los servicios médicos de urgencia a través del número de contacto de cada país.

Hay dos tipos de heridas: simples y graves.

La herida simple se caracteriza por una pequeña profundidad (abrasión, corte leve), una pequeña hemorragia, que se detiene espontáneamente y poco o ningún dolor.

Una herida grave se caracteriza por:

  • Su tamaño (más de la mitad de la palma de la mano en caso de fricción, más de 1 cm en caso de corte),
  • Su profundidad (más de unos pocos milímetros)
  • Su localización (cabeza, tórax, mano, pie),
  • Daño a los tendones, nervios o estructuras arteriovenosas.
  • Sangrado significativo, que no se detiene fácilmente.
  • Su aspecto (herida sucia, bancos de herida muy distantes, presencia de residuos, supuración de pus…)

Asociación con otras heridas o traumatismos

En caso de duda, una herida debe considerarse grave y debe tratarse como tal. Además, en algunos casos, puede ser necesario un manejo especializado (cirugía de la mano, microcirugía, examen radiológico para buscar daños en los órganos asociados).

La gravedad puede estar relacionada con consecuencias inmediatas (hemorragias, daños en los órganos), pero también con consecuencias a corto plazo (infección local o generalizada) o a largo plazo (secuelas neurológicas o musculares, deterioro estético).

Tratamiento de una herida simple

Frente a una simple herida, es necesario:

  • Poner a la víctima en un refugio y en reposo, evaluar si la situación es o no de gravedad inmediata.
  • Limpia la herida con agua y jabón.
  • Evaluar severidad, profundidad, sangrado.
  • Comprueba si hay restos en la herida.
  • Desinfectar con un antiséptico convencional (usar compresas estériles).
  • Haz un vendaje limpio.
  • Monitorea el progreso de la herida en las primeras horas.

Se comprobará si la persona ha sido vacunada contra el tétanos y si ha recibido las vacunas de refuerzo necesarias.

Sólo la vacunación protege al individuo contra esta enfermedad. Si la víctima no es vacunada, debe ser llevada al hospital o consultada con un médico de inmediato.

Es esencial controlar una herida, aunque sea simple. La más mínima señal o síntoma anormal debe llevar a una consulta urgente.

En caso de una herida grave: acuda a la sala de urgencias

Ante una herida más grave, la emergencia es la atención médica y la atención inmediata.

Proteger a la persona de cualquier situación de gravedad inmediata.

El contacto telefónico con los servicios médicos de emergencia es esencial. Para hacer esto, llama: Emergencias, el departamento de bomberos dependiendo del país donde estés.

Se realizará una evaluación telefónica que le orientará hacia las acciones a realizar en caso de emergencia, en particular para evaluar si es necesario realizar un torniquete o un punto de compresión.

Recuerda incluir las condiciones del accidente, así como el historial médico o quirúrgico de la víctima y los tratamientos actuales si los conoce.

Se organizará un transporte médico hasta la estructura de atención adaptada más cercana.

Precaución: nunca retires un cuerpo extraño de una herida. El riesgo es agravar el sangrado.

Definición

Las heridas son lesiones que afectan las partes superficiales de la piel.

Otros tipos de heridas:

  • Cortes (resultado de un corte)
  • Perforaciones (resultado de un corte pero con un objeto punzante)
  • Rasguños (resultado de un desgarro en la piel)

Causas

Las causas de las heridas deben diferenciarse según el tipo de heridas:

  • Los cortes son causados por objetos afilados, como cuchillos, cuchillas, escombros de vidrio, rebanadas de papel, mordeduras, etc.
  • Las perforaciones son causadas por objetos afilados, como agujas, grapas, puntas de lápiz, clavos, etc.
  • Los arañazos son causados por objetos ásperos, como una caída en una bicicleta sobre grava u hormigón, madera, piedras, etc…

Síntomas

  • Los cortes tienen bordes muy afilados. Casi siempre son dolorosas y, dependiendo de su profundidad y ubicación, pueden causar sangrado. El dolor es a menudo pulsátil.
  • Cuanto más profundas son las perforaciones, mayor es la hemorragia, estas heridas a menudo se asocian con dolor.
  • Los arañazos tienen bordes irregulares con hemorragias débiles y de corta duración. Las heridas en el cuero cabelludo, la cara y las manos también son las más propensas a sangrar.

Nota: En algunos casos, las heridas requieren investigación quirúrgica porque los cuerpos extraños, como los fragmentos de vidrio, pueden permanecer en la piel y causar infecciones.

Notas sobre las heridas y su cicatrización

Es esencial leer y seguir el prospecto de cada medicamento y aplicarlo a la herida una vez que haya sido lavado y limpiado. Sin embargo, en algunos casos la cicatriz puede oscurecerse y dejar un rastro de por vida, especialmente si se expone al sol.

En este caso, por lo tanto, es importante aplicar una crema solar con un factor de protección de al menos 30 en la herida, llevar una prenda de vestir o, sin embargo, poner un apósito en la cicatriz.

Con el fin de promover la curación, puede utilizar una pomada cicatrizante. En caso de heridas o heridas pequeñas, después de haber pasado la herida bajo el agua, limpiado con jabón y desinfectado, el uso de ungüento o gel de aloe vera puede resultar muy útil como cicatrizante.

Mezclando el sanicle, el plátano y el malva pequeño. Tomar una cucharadita de hojas secas de sanicle, plátano y malva pequeño y verter 250 ml de agua hirviendo en la parte superior, dejar para infundir luego hacer compresas y frotar el contorno de las heridas, en particular las úlceras y heridas que sanan mal.

Buenos consejos

  • Consulta a un médico si la herida está sangrando mucho, si está infectada, si la herida tiene más de un centímetro de largo o si no ha sido vacunado contra el tétanos durante más de 10 años.
  • Es importante saber que las heridas con tierra (por ejemplo, después de una caída) tienen más riesgo de contener toxina del tétanos.
  • Si se coloca un vendaje como una venda de yeso o gasa, es importante cambiarlo todos los días por razones de higiene.
  • Cuando la herida está en la mano, siempre debe ser objeto de una consulta médica para evitar posibles complicaciones, así como las mordeduras, y esto independientemente de su ubicación.
  • Nunca dejes objetos afilados, puntiagudos o ásperos al alcance de los niños.
  • Comprueba que estás al día con la vacunación antitetánica.

También Te Puede Interesar

También debes Leer  Que Hacer Para El Zumbido De Oído: Remedios Caseros, Causas Y Síntomas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Contenido protegido !!